Section Menu

Ortopedista – ” Enderezar a los niños.”  La ortopedia es una subespecialidad quirúrgica que en el pasado, dedicado mucho de su tiempo a tratar deformidades músculo esqueléticas en niños.  Ahora, con la mejora del diagnóstico prenatal y una mejor nutrición, ortopedistas aún tratan a niños con deformidades de la columna vertebral y de las extremidades, pero también a los adultos con fracturas de huesos complicadas, tendones o ligamentos dañados, o que necesitan cirugía para reemplazar una cadera dañada o articulación de la rodilla.

Reumatólogo – “Estudiar el flujo de fluidos.”  ¿Qué dices?  Reuma es un antiguo término médico para una secreción acuosa.  Entre otras enfermedades, reumatólogos tratan enfermedades de las articulaciones tales como las varias formas de artritis, incluyendo artritis reumatoidea.  Las articulaciones inflamadas acumulan “fluido” y se hinchan entre otros síntomas y señales.  Esta subespecialidad médica también evalúa y trata la osteoporosis, tendinitis, la gota y el lupus entre muchos otros trastornos de dolor crónico músculo-esqueléticos.

Osteópata/ médico osteópata (D.O.)- El nombre suena como una especialidad limitada a la enfermedad ósea, pero en realidad, médicos osteópatas son una de dos ramas de la profesión médica que se difieren in historia y filosofía.  Hubo un tiempo en que había varios tipos de escuelas médicas originándose de varias filosofías; alopáticas, osteopáticas, homeopáticas.  La osteopatía se originó en los 1890s debido a la desesperación por la falta de eficacia de las varias formas en aquel entonces  tratamientos primitivos.  La osteopatía desarrolló un énfasis en la influencia del sistema músculoesquelético y su interrelación con otros sistemas del cuerpo.  DOs hacen uso de la manipulación osteopática (huesos, ligamentos, articulaciones) junto con medicación, la cirugía y todos los otros tratamientos médicos utilizados por los médicos MD.  Además, la atención preventiva  siempre ha sido una preocupación esencial del cuidado osteopático.  Los MD y DO están licenciados por todos los consejos médicos estatales.  Aprende sobre el programa de doctor en medicina osteopática en la Universidad de Des Moines.

Podiatras, tradicionalmente conocidos como “doctores de pie,” son sub-especialistas en enfermedades y problemas estructurales del pie.  No solo proporcionan cuidados médicos para los callos, uñas encarnadas, espolones calcáneos, sino también tratan lesiones, deformidades y enfermedades de pies y tobillos.  Muchas enfermedades sistémicas manifiestan señales y síntomas en la apariencia de los pies como mala sanación de las heridas en diabetes.  Ellos también pueden prescribir zapatos y plantillas especiales para tratar dolor crónico del pie y problemas para caminar.  Podiatras pueden especializarse aún más en medicina de deporte, geriatría o cuidado de pie diabético.  Aprende sobre el programa de medicina podiátrica en la Universidad de Des Moines.

Fisioterapeuta- Este profesional de cuidados de salud tiene por lo menos dos años de capacitación especializada más allá de un título universitario, FTs son especialistas de rehabilitación tratando una multitud de problemas médicos incluyendo pacientes recuperándose de cirugía de articulación, amputación de las extremidades, una apoplejía, un ataque al corazón y sufriendo con enfermedades neuromusculares crónicas.   Además de otras modalidades de tratamiento, ellos les enseñan ejercicios a los pacientes para fortalecer su cuerpo, aumentar la movilidad y como prevenir la recurrencia de una lesión.  Aprende sobre el programa de médico de fisioterapia en la Universidad de Des Moines.

Artroscopia – Un instrumento de fibroóptico es introducido en una cavidad articular para visualizar las superficies de los huesos que entran en una articulación, encontrar desgarros en las estructuras internas de las articulaciones y evaluar las fuentes de inflamación.

Gammagrafía ósea – un elemento radiactivo en cantidades muy pequeñas, no lo suficiente para causar cualquier daño de radiación al paciente, es introducido en el torrente sanguíneo.  El elemento especialmente seleccionado se acumula en el hueso y usando una versión mucho más sofisticada del viejo instrumento Contador Geiger, la distribución del elemento se utiliza para diagnosticar tumores óseos potenciales entre otras patologías óseas.

Electromiografía- ¡Una palabra larga y espantosa!  Pero, ya tienes experiencia en separarlas en partes.  A mí me gusta empezar al final y trabajar hacia atrás: “un registro de la actividad eléctrica del músculo.”  Agujas finas son introducidas en los músculos para realizar registros de la actividad contráctil.  Este procedimiento es útil en la evaluación de las causas de la parálisis, el diagnóstico de distrofia muscular y otros trastornos neuromusculares.

 Biopsia muscular – Recorte de una pequeña muestra de tejido del músculo para examinarlo bajo un microscopio.  Este procedimiento puede ser útil en el diagnóstico de distrofia muscular y otros trastornos neuromusculares.

 Anterior Siguiente